sábado, 28 de abril de 2012

¿Quién será?


















Quién será?


Quién será capaz de amar así como lo hace un corazón en su último latido,
con un palpitar de todas las memorias y recuerdos, un pulso de amor puro,
última carga de oxigeno y de tiempo eterno en los tejidos,
túneles radiantes que se abren, ojos llorosos que se cierran
luz que te traga mientras el cielo desciende
y un último pensamiento a todos lo que se ama
en un sólo pulso-escalofrío recorriendo cuerpo y alma.